Condonaciones fiscales... a modo?


En días pasados, Fundar Centro de Análisis e Investigación, presentó un documento titulado: “Privilegios fiscales: Beneficios inexplicables para unos cuantos” cuyo objetivo es “…evaluar la política de cancelación y condonación de créditos fiscales en el marco de los principios de derechos humanos y a la luz de la entrada en vigor de la Ley General de Transparencia y Acceso a la Información Pública (LGTAIP), la cual por primera vez mandata a la autoridad tributaria a dar a conocer los nombres de los contribuyentes que se han beneficiado de estos mecanismos…”

Para entrar en contexto, es necesario mencionar que:

El 3 de abril de 2007, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público a través del Servicio de Administración Tributaria publicó el ACUERDO-JG-SAT-IE-3-2007, por el que se emitieron las Reglas para la condonación total o parcial de los créditos fiscales consistentes en:

1.- Contribuciones federales (Administradas por el S.A.T.)
2.- Cuotas compensatorias,
3.- Actualizaciones y
4.- Accesorios de ambas,

5.- Multas por incumplimiento de las obligaciones fiscales federales distintas a las obligaciones de pago, a que se refiere el artículo séptimo transitorio de la Ley de Ingresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal de 2007.

 

En el año 2013 se incluyó en la Ley de Ingresos de la Federación un programa que se denominó Ponte al corriente,  en cumplimiento con lo establecido en el Artículo tercero transitorio de la Ley referida, la condonación se estableció de la siguiente manera:

  1. Ejercicio 2013: 60% en multas por incumplimiento de las obligaciones fiscales distintas a las del pago.

  2. Ejercicios 2007-2012:

    • 100% en recargos y multas.

    • 0% en contribuciones y cuotas compensatorias.

    • 100% en multas por incumplimiento de las obligaciones fiscales distintas a las del pago.

  3. Ejercicio 2006 o anteriores:

    • 100% si fue objeto de revisión en 2009, 2010 y 2011 sin observaciones o, habiéndolas, fueron pagadas y se encuentra al corriente.

    • 80% en multas por incumplimiento de las obligaciones fiscales distintas a las de pago.

    • 100% en recargos, multas y gastos de ejecución.

    • 80% en contribuciones y cuotas compensatorias.

 

El criterio de selección respecto de los adeudos susceptible de condonación (créditos fiscales) para 2013 fue:

  • Contribuciones federales consistentes en impuestos, aportaciones de seguridad social, contribuciones de mejora y derechos cuya administración corresponde al Servicio de Administración Tributaria.

  • Cuotas compensatorias, actualizaciones y accesorios de ambas como son recargos, recargos por prórroga en términos del artículo 66 A del Código Fiscal de la Federación, así como las multas por incumplimiento de las obligaciones fiscales federales distintas a las obligaciones de pago.

 

Es decir, créditos que cumplían con los requisitos señalados en el Transitorio Tercero de la LIF 2013.

En su informe, Fundar precisa que: “…Aunque la cancelación de créditos fiscales tiene una finalidad legítima, en realidad no es posible saber si el Servicio de Administración Tributaria (SAT) utiliza esta facultad de manera justificada…”

Cabe mencionar que respecto a las condonaciones efectuadas en el 2007, el Servicio de Administración de Tributaria fundamentándose en el artículo 69 del Código Fiscal de la Federación, negó toda información respecto a los contribuyentes beneficiados con la “amnistía fiscal”, no obstante y debido a las presiones sociales, en diciembre del año 2013 el citado artículo 69 mal llamado “del secreto fiscal” fue reformado, lo que permitió conocer el nombre y Registro Federal del Contribuyente de las personas beneficiadas por la cancelación y condonación.

Independientemente del informe de Fundar, la Auditoría Superior de la Federación, en el informe de resultados de la fiscalización de la cuenta pública 2013, respecto del programa “Ponte al corriente” señalo que:

  • “…los sectores con mayores beneficios del programa “Ponte al Corriente” corresponden a la banca comercial, televisoras y alimentos, con un 29.6% de la condonación total…”

  • “…c) Inconsistencias. Este grupo corresponde a las operaciones comprendidas en la integración de las condonaciones reportadas en el ejercicio 2013, cuyos RFC se muestran incompletos. Al respecto, se constató que existen 225 RFC incompletos, de los cuales se registraron 1,329 operaciones equivalentes a condonaciones por 27,262.8 miles de pesos.

  • En lo que refiere a la correlación de los cobros y condonaciones, se constató que se cobraron 40,335,023.4 miles de pesos y se condonaron 166,479,323.3 miles de pesos, por lo que se determinó que por cada peso que el SAT condonó, recuperó 24 centavos del total de adeudos.

  • Por lo anterior, se concluye que el SAT se ve afectado para ejercer su facultad de cobro, ya que aparte de emplear tiempo y recursos en las impugnaciones que realiza el contribuyente (que no necesariamente son improcedentes los adeudos), también se emiten decretos que hacen permisible que el cobro no se realice al 100.0%, sino que, en el mejor de los casos, únicamente se recupera una mínima cantidad de los adeudos originales.

El pasado 22 de septiembre el Servicio de Administración Tributaria emitió un comunicado en donde asegura que por cada peso condonado se recuperan "casi" 2 pesos y que  con estas acciones se evitó el cierre de 7 mil negocios y la consecuente pérdida de empleos, no obstante que ya en años anteriores la ASF observó que “por cada peso que el SAT condonó, recuperó 24 centavos del total de adeudos

El informe de Fundar al que los medios de comunicación llaman: #PapelesDeSHCP, concluye que es necesario:

1. Una política de cancelaciones y condonaciones de créditos fiscales más transparente.

2. Mayor rendición de cuentas en relación a los esfuerzos por recuperar los créditos fiscales.

 

Para los créditos cancelados:

  • Si los créditos fueron cancelados por incosteabilidad, debe darse a conocer la antigüedad del crédito y la razón por la cual la autoridad consideró que su probabilidad de cobro era mínima. Además, una explicación exhaustiva permitiría conocer los actos de fiscalización implementados por la autoridad para intentar recuperar el crédito previo a su cancelación.

  • Si los créditos fueron cancelados por insolvencia del deudor, deben explicarse las acciones que fueron implementadas por la autoridad para evaluar si la persona tenía bienes susceptibles de embargo, para intentar identificar a los contribuyentes o para determinar si las personas fallecidas dejaron bienes que pudiesen cubrir el crédito.

 

Para los créditos condonados:

  • Debe explicarse el supuesto normativo bajo el cual se otorgó la condonación de un crédito fiscal.
  • Motivos de la autoridad para proceder con la condonación de cada uno de los créditos fiscales. La autoridad debe demostrar que las personas beneficiadas se ajustaron a los supuestos normativos en materia de condonación de créditos.
  • La autoridad también debería explicar cuáles fueron los actos de fiscalización que se implementaron antes de que la condonación de créditos fiscales tuviera lugar.

 

3. Una agenda legislativa que permita atacar de raíz los privilegios fiscales injustificados.

Los invitamos a consultar el informe de Fundar integro en los anexos del presente o en: http://fundar.org.mx/

 

Anexo también encontrará:

El informe de la Auditoria Superior de la Federación respecto al programa: Ponte al corriente.

El informe del SAT del programa: Ponte al corriente.

El comunicado de prensa del SAT respecto a las condonaciones y cancelaciones autorizadas.


FISCAL


Legal Cloud

Este contenido solo está disponible para usuarios con suscripción, lo invitamos a adquirir alguno de nuestros paquetes


Ver paquetes

Legal Cloud MRCI



  Estimado Usuario

Su sesión ha expirado, si desea continuar en esta página inicie sesión nuevamente, de lo contrario cierre la ventana de su navegador.